Sé observador(a) de tu entorno

No caigas en el «te trato como me trates». Por el contrario, sé una persona observadora de los actos y actitudes de los demás e intenta siempre responder ante ellas de acuerdo a lo que tú crees correcto. Defiende tu postura con humildad, abierta(o) a la posibilidad de escuchar. Si eres una persona honesta y sabes que te están mintiendo, entonces comunica de la misma forma lo que te hace sentir esa mentira. Sería fácil regañar y comenzar a mentir también, pero en el fondo sabes que eso no te va a conducir a nada.

Por eso, cada vez que quiero conocer más a alguien le dedico mi tiempo, estoy atenta a sus respuestas, la forma en que responde, sus intenciones y sus expresiones. Así es como descubro si esa persona le hace bien o no a mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *